Mar que me viste nacer, crecí a tu lado. Llegaba el verano y con él yo a ti. Acariciabas mi cuerpo, jugaba con tus olas, unas veces me mecían y otras me empujaban con su fuerza. Perdí tesoros en tu interior pero sé que me los guardas. Cuando miraba a lo lejos me decía -¿qué habrá más allá?-

Con el paso del tiempo, no importaba que fuera verano o invierno, paseaba a tu lado. He caminado por tu orilla sola y en compañía, has acariciado mis pies con la espuma blanca de tus olas, que como un manto cubre la arena, he descansado en tu playa escuchando el rumor de las olas como cantaban una bella melodía, que aquietaba mi agitación.

El Sol se despierta contigo, de noche la Luna se refleja sobre tus aguas cálidas, dándole una luz de plata, te hace si cabe más hermoso, el sonido de tus aguas es como un susurro que calma mi alma.

He soñado contigo mar en calma, mar embravecido con tus misterios y tus secretos, intentando ver hasta donde llega tu grandiosidad, me he sentido perdida en tu inmensidad, pero siempre supiste escucharme, por eso siempre vuelvo a ti, como tus olas que van y vienen.

Mar Mediterráneo

Anuncios